jueves, 24 de septiembre de 2015

GRUPOS PARLAMENTARIOS DEL SENADO FIJAN POSTURA SOBRE CASO AYOTZINAPA

La creación de una fiscalía especial y la presentación ante la Procuraduría de la República de funcionarios responsables fueron algunos de los temas que se debatieron durante la sesión de este día en el Senado de la República, en torno al caso de los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa, Guerrero.

Foto: Notimex/ GrupoFórmula



Los grupos parlamentarios que conforman el Senado de la República fijaron hoy su postura en tribuna previo al debate sobre el caso de los 43 estudiantes desaparecidos de la escuela Normal Isidro Burgos, de Ayotzinapa, Guerrero, el 26 de septiembre del 2014.

Al fijar la postura del Grupo Parlamentario del PT, la senadora Layda Sansores San Román propuso la creación de dos fiscalías especializadas, una encargada de la investigación y del esclarecimiento de los hechos ocurridos el 26 y 27 de septiembre en Iguala, Guerrero, y otra para investigar las presuntas responsabilidades de funcionarios y exfuncionarios que pudieron haber obstruido el acceso a la justicia, en perjuicio del esclarecimiento de estos hechos.

Dijo que es necesario hacer un reconocimiento del trabajo realizado por el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, por sus importantes contribuciones, "que evidenciaron hechos de desapariciones forzadas, tortura, así como las omisiones, inconsistencias y encubrimientos que han impedido el esclarecimiento de lo ocurrido en Iguala".

Por parte del Grupo Parlamentario del PVEM, el senador Pablo Escudero Morales dijo que el PRD, José Luis Abarca y Andrés Manuel López Obrador son responsables de encumbrar en el poder a quienes desparecieron a los 43 normalistas, y aseveró que "la lamentable historia de Ayotzinapa comenzó con un partido político que no podrá huir a su responsabilidad histórica".

Indicó que en la investigación se deben presentar a declarar ante la Procuraduría General de la República (PGR), Jesús Zambrano, Jesús Ortega, Guadalupe Acosta Naranjo, Armando Ríos Piter, Carlos Sotelo, Lázaro Mazón, Angélica de la Peña y Andrés Manuel López Obrador, dado que han pasado más de 11 meses y no lo han hecho de manera voluntaria, "por eso les exigimos que se presenten en la Procuraduría".

El senador Armando Ríos Piter, del Grupo Parlamentario del PRD, exigió que tanto las autoridades municipales y estatales implicadas, como el presidente Peña Nieto, en su calidad de jefe del Estado mexicano, rindan cuentas. Peña Nieto, argumentó, tiene la responsabilidad de responder por la investigación que hoy, después del documento de la CIDH, tiene más preguntas que respuestas.

En su posicionamiento, la senadora del Grupo Parlamentario del PRD, Angélica de la Peña Gómez, subrayó que el Senado perdió la oportunidad de dar una respuesta a los padres y madres de los 43 normalistas desaparecidos, pues pudo consolidar un ministerio público especializado que continuara con las investigaciones.

La legisladora exigió una verdad jurídica, que se castigue a fondo a los autores materiales e intelectuales y que no se oculte el problema en la región de Tierra Caliente, existente también en otros estados: del trasiego de drogas.

A nombre del Grupo Parlamentario del PAN, la senadora María del Pilar Ortega Martínez pidió que los hechos ocurridos en Iguala, Guerrero no queden impunes y que realmente se conozca qué ocurrió en septiembre del año pasado.

Consideró que no se avizora una solución real ni satisfactoria para este tema, por lo cual es fundamental que el Senado genere un acuerdo encaminado al esclarecimiento de los hechos. Del debate parlamentario, dijo, deben generarse conclusiones reales que ayuden al país a la construcción de instituciones que realmente tenga credibilidad para los mexicanos.

El senador Omar Fayad Menses, del PRI, refrendó "nuestra más absoluta solidaridad" con los familiares de las víctimas y de aquellos que aún están desaparecidos, al tiempo que condenó los hechos violentos de hace casi un año "que enlutan al país y provocan la indignación del pueblo mexicano".

Señaló que la PGR logró construir las hipótesis necesarias con base en pruebas periciales, "no son ocurrencias, hay que respetar la investigación", por lo cual llamó a los grupos políticos a sumarse a la acción de la justicia para llegar a la verdad histórica de los hechos.

La senadora independiente Martha Angélica Tagle Martínez reprochó que los legisladores hayan centrado el debate en la defensa de los intereses de sus respectivos partidos. "¿Y la ciudadanía a la que representamos, dónde está, cuando se escucha su voz acá?", cuestionó.